El Buen Fin y su impacto ambiental en México

0
266
El Buen Fin y su impacto ambiental en México
Imagen ilustrativa por: Unsplash

Por: Earthgonomic

El Buen Fin es considerado como la campaña de promoción de consumo más grande de México, pues se concibe como un adelanto del periodo navideño en el cual cientos de marcas e industrias implementan una serie de estrategias publicitarias donde principalmente se encuentran ofertas, promociones, descuentos y créditos.

Hasta aquí todo parecería incluso beneficioso para los compradores, la problemática radica en que al ser temporada de alta demanda de cientos de productos las fábricas aumentan su producción para poder cubrirla.  En la edición pasada los productos más vendidos fueron: hogar 23%, servicios 18%, ropa y calzado 16%, joyería y regalos 14%, electrónica y tecnología 13%, salud e higiene 11%, línea blanca y electrodomésticos 10% (Concanaco Servytur, 2020).

Explican que el aumento de adquisición de productos y servicios para el hogar del 2020 puede ser al confinamiento generado por la COVID-19, sin embargo, estos productos se generan por un proceso industrial que desencadena una serie de impactos ambientales en términos de extracción y emisión de residuos, además del dióxido de carbono derivado de su distribución a los puntos de venta finales.

¿Por qué el Buen Fin afecta al medio ambiente? 

En estas fechas es común recibir bonos o extras de dinero, aumentan mucho las compras de aparatos electrónicos y la industria textil, otra de las principales industrias con mayor impacto negativo en el ambiente.

La primera genera residuos electrónicos, tan sólo en 2016 en México se registraron 1.1 millones de toneladas de residuos electrónicos, lo que colocó al país en el segundo lugar con mayor contribución en Latinoamérica, pero ¿Cuál es lo grave la situación? Según La Sociedad Alemana para la Cooperación Internacional (GIZ) los residuos electrónicos emiten sustancias tóxicas a partir de su disposición final como arsénico, cadmio, cromo, litio, mercurio y plomo, cuyos impactos además afectan la salud humana causando daños pulmonares, renales, de presión arterial, cáncer, entre otros.

La industria textil aumenta su producción y más allá de las preocupaciones del fast fashion, según cifras de la SEMARNAT se requiere un aproximado de 2 000 litros de agua para generar una playera de algodón, 10 000 para una falda o pantalón y 8000 para un par de zapatos. De hecho, la industria textil es responsable del 20 % de las aguas residuales y del 10 % de los gases de efecto invernadero que se emiten a la atmósfera a nivel global (CEMDA, 2019), además emite al menos 11 sustancias químicas peligrosas como alquilfenoles, clorofenoles y metales pesados altamente tóxicos, las cuales también tienen efectos cancerígenos e incluso y que alteran los sistemas hormonales de personas y animales (Greenpeace, 2018).


También te puede interesar: Earthgonomic apoya el voluntariado digital durante el confinamiento


Es claro que a partir de las fiestas patrias comienza un aumento en generación de residuos, en la Ciudad de México, la cual pasa de 1.5 a 4 kilogramos al día por persona, además durante El Buen Fin de 2019 el 4.7% de las emisiones anuales de carbono  ocurrieron durante estos cuatro días. Del total de estas, 67 % se debieron a la producción y comercialización de productos, 33 % a transporte (tanto de personas que van a comprar como entrega de mercancías) y menos de 1 % a embalaje (Greenpeace, 2019).

Y aunque está claro que la mayoría de esta contaminación ambiental proviene de las fábricas y producciones industriales la responsabilidad también recae en manos de quienes consumen, un consejo para hacer compras inteligentes durante este Buen Fin es asegurarse que los productos tengan una larga vida útil que valga la pena y buscar alternativas que sean amigables con el medio ambiente.

Mientras que se siga dependiendo de una economía capital basada en procesos industriales movidos por combustibles fósiles el deterioro ambiental y climático seguirá avanzando hasta un punto irreversible, no podemos seguir negando que la problemática es algo que está fuera de nuestras manos, al contrario todos podemos sumar si hacemos compras inteligentes y reducimos el consumo de todo aquello que genera impactos negativos.

Earthgonomic trabaja en impulsar un estilo de vida responsable, en su aula virtual cuentan con cursos de economía circular, cursos de capacitación, diplomados e incluso una eco etiqueta que respalda los procesos industriales basados en decisiones responsables con el ambiente, para conocer más información visita sus redes sociales.


¿Tu organización es socialmente responsable y trabaja a favor de la sostenibilidad?

Quién es quién en la RSE de Valor Compartido

Aquí te dejamos la información completa para participar.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here